top of page

Carta: Salvar el fuego de Guillermo Arriaga

Actualizado: 22 nov 2020

Una historia que te llevará a explorar la capacidad de los seres humanos. Con locura, deseos y venganzas le dará un giro a tus emociones.



Escritor, productor y director cinematográfico mexicano, conocido principalmente por los guiones de películas como Amores Perros, 21 Gramos, Babel, Los tres entierros de Melquiades Estrada y The Burning Plain.


En el 2020 ganó el Premio Alfaguara de Novela por Salvar el Fuego. Algunas de sus otras novelas son Escuadrón Guillotina (1991), Un dulce olor a muerte (1994) y El salvaje (2016).

 

Marina es una coreógrafa, casada, con tres hijos y una vida convencional. José Cuauhtémoc proviene de los extremos de la sociedad, es un homicida condenado a cincuenta años de cárcel, un león detrás del cristal, siempre amenazante y listo para atacar. Entre ellos se desarrolla una relación improbable, y con la prisión como escenario principal, ella entrará en un mundo desconocido y brutal, dispuesta a enfrentar todo lo que se le interponga.



Tengo que reconocer que antes de adquirir el libro, dudé de su calidad y de su impacto en mí, así que fue hasta la quinta vez que lo vi en la plataforma de Gandhi que me decidí a comprarlo.


En todas mis reseñas suelo ser bastante neutral con las novelas que leo, siempre tomando los puntos buenos y los puntos malos. Con el fin de que el lector pueda darse una idea de si la novela le gustará o no, sin embargo, con este manuscrito ganador del Premio Alfaguara de Novela 2020, no encontré disgustos, malos momentos o sucesos tediosos.


La corrupción institucional, colusiones con el narcotráfico y las desalmadas personas que a diario destruyen a nuestra sociedad con crímenes de odio por negocios turbios o simplemente por placer, son el pan de cada día en esta novela. Y en lo personal, era espantoso aprender acerca del control que tienen estas redes criminales sobre la población, debido a sus convenios con el gobierno.


La narración de esta historia es intercalada, conociendo la vida de Marina, José Cuauhtémoc, Francisco (el hermano de Cuauhtémoc) y las maravillosas historias de los reos en la prisión. La forma en la que están intercaladas y guiadas a un mismo desenlace me pareció magistral. Al principio las historias estaban tan separadas que no entiendes cómo pueden unirse. Sin embargo, conforme avanzas, todo hace sentido y junto con algunas sorpresas y giros inesperados, caes en una avalancha de emociones.


Siguiendo con la narración, algo que me impresionó fue el uso del tiempo narrativo, ya que tiene una especie de desfase. Mientras leemos la historia de Marina en el presente, nos cuentan la historia de JC unos días antes para también saber qué pensaba y hacía en esos momentos. Este fue un descubrimiento impactante, ya que en ninguna otra novela lo había encontrado y me pareció una reinvención al estilo de escritura.